Buscar
  • Elena Sofia Zambrano

Registrar tu fertilidad es bueno para tu salud

Los métodos de reconocimiento de la fertilidad, como el Método Sintotérmico o el Método de Ovulación enseñan a las mujeres maneras metódicas y precisas de registrar los signos de fertilidad. Esto es primariamente con el fin de lograr o evitar un embarazo de manera natural. Sin embargo, llevar un registro de tus signos de fertilidad es también una manera de monitorear tu salud hormonal y entender qué está pasando con tu cuerpo.

Tu ciclo menstrual está lleno de biomarcadores que te indican el estado de tu salud reproductiva y de tu salud en general. Aprender a interpretar estos biomarcadores le entrega a la mujer la oportunidad de empoderarse y lograr un conocimiento profundo de su cuerpo. En otras palabras, al llevar un método de reconocimiento de la fertilidad, estás recolectando valiosa información acerca de ti misma, de tu salud.


Tus registros de fertilidad reflejan diversos procesos hormonales y físicos, de manera que cuando algo no anda bien, los registros de tu ciclo serán las primeras señales. Por ejemplo, la menstruación misma está llena de información a recolectar: el color, la cantidad, la consistencia, la duración… todas esas características nos entregan información acerca de nuestra salud. (En este video, te cuento más acerca de cómo es un sangrado menstrual sano). Por ejemplo, algunos tipos de sangrado son indicadores de una posible deficiencia de progesterona, o de la presencia de miomas o endometriosis.


La cantidad, el color, la consistencia y el momento del ciclo en el que observamos fluido cervical también nos habla muchísimo acerca de cómo está funcionando nuestro cuerpo.

Aprender a observar y clasificar correctamente los fluidos cervicales es una de las herramientas más grandes que puede aprender una mujer para entender su ciclo, su fertilidad y su salud reproductiva. Las características del fluido que observamos (o incluso la constante ausencia de fluido) nos pueden indicar la posibilidad de problemas de fertilidad, de ovarios poliquísticos, de inflamación en el cuello del útero, etc.


Además, el registro de fertilidad te permite observar y reconocer en qué momentos del ciclo aparecen diversos síntomas, como síntomas premenstruales, inflamación, brotes de acné, dolores de cabeza, entre otros. Reconocer si estos síntomas aparecen con cierto patrón puede ayudar a entender la causa de esos problemas, además de que te permite prepararte para enfrentar los síntomas y manejarlos de mejor manera (es decir, que no te tomen por sorpresa).


Y por supuesto, la razón más evidente por la cual es buena idea llevar un registro de fertilidad es porque estos métodos nos permiten evitar o lograr un embarazo de manera natural, sin exponernos a los efectos secundarios de los anticonceptivos. Al utilizar métodos hormonales, perdemos toda esta información que nos entrega el ciclo, perdemos esta increíble herramienta natural.


Cuando llevamos un registro correcto y estamos buscando un embarazo, podemos incluso calcular una fecha posible de parto mucho más precisa. ¿Por qué? Por que la manera en que se calcula la fecha posible de parto generalmente se basa en la última menstruación de la mujer. Esta manera de calcular presupone que la mujer ovuló el día 14, pero como estos métodos nos enseñan, al igual que el famoso 28, ese número no es para nada preciso. Al usar un registro de fertilidad completo para calcular una fecha probable de parto, podemos evitar un calculo erróneo que puede hacer la diferencia entre un embarazo que se le permite llegar a término y uno que no. Este conocimiento es especialmente importante en el caso de las cesáreas.


¿Sabías que incluso puedes detectar un posible embarazo con tan solo mirar un registro de fertilidad? ¡Las ventajas que estos métodos nos entregan son muchísimas! En mi Programa de Aprendizaje, aprendemos muchas más.


Tu instructora de fertilidad te puede ayudar a interpretar todos estos biomarcadores con el fin de monitorear tu salud hormonal y hacerte ver cuando es necesario buscar atención médica para tratar algún problema detectado en el registro. Como siempre, aquí estoy disponible si te interesa aprender a utilizar un método de reconocimiento de la fertilidad de manera correcta y efectiva.


Felices ciclos,

Elena Sofía

0 vistas